Jorge Méndez Blake

Traslaciones topográficas de la Biblioteca Nacional

por: Luis Felipe Fabre Amanda de la Garza Alejandra Labastida Jorge Méndez Blake
Coordinador(es): Ekaterina Álvarez Romero
Editorial: MUAC
  • País: México
    • Año: 2015
    • Páginas: 72
    • ISBN: 978-607-02-5175-7

    Jorge Méndez Blake a dedicado una buena parte de su carrera a descubrir las vidas secretas de las bibliotecas en tanto dispositivos utópicos de exploración, contención y clasificación institucional, y su función como sistemas orgánicos, totalizadores, productores de estatus y símbolos culturales. Traslaciones topográficas de la Biblioteca Nacional, proyecto comisionado por el Museo Universitario de Arte Contemporáneo, MUAC, se inscribe en esta larga investigación que involucra una reflexión sobre la materialidad arquitectónica y ubicación geográfica de estos dispositivos. En este caso, el artista parte de la cercanía física entre la Biblioteca Nacional y el MUAC, para activar las relaciones museo-biblioteca y poesía-artes visuales.

    Este catálogo registra la exposición realizada en 2015 por Jorge Méndez Blake en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC), muestra en la que el artista conjuga la investigación con la creación. A través de su trabajo, Blake nos acerca a la estructura oculta de las bibliotecas, al tiempo que explora cómo éstas funcionan como medios modernos de concentración, clasificación, acumulación, estatus y clasificación del conocimiento.

    Zaira Espíritu

    La bibliotecas y los museos como almacenes de escritos

    Las bibliotecas son muchas cosas a la vez: son dispositivos utópicos de conocimiento, de clasificación, de acumulación, y también son instituciones culturales totalizadoras. Traslaciones topográficas de la Biblioteca Nacional, fue un proyecto comisionado por el MUAC a Jorge Méndez Blake (Guadalajara 1974), en el que buscaba reactivar los binomios museo-biblioteca, y poesía-arte visual. En esta acción, se le invitaba a un lector a revisar un libro de poesía del acervo de la biblioteca, que memorizara uno o dos líneas de un poema, que caminara al museo, y que escribiera a máquina lo que recordaba. El resultado fue un gran poema apócrifo, arbitrario, cacofónico, inexacto que teóricamente condensaba toda la poesía nacional del siglo XX. Antes de esta acción, el artista había escrito un poema a partir de los títulos de los libros consultados, creando un poema que era arte, mismo que hubiera sido poesía si hubiera sido escrito por un poeta.

    Papus Von Saenger